Por qué tu PYME debe estar en Redes Sociales

RRSS-V1

En los últimos años, con la eclosión definitiva de las redes sociales efectivamente útiles para la empresa, se ha aceptado por fin que estos canales de comunicación son beneficiosos para el negocio. Sin embargo, lejos de ser un principio comprendido, asumido y explotado, el lema “las redes sociales son buenas para las empresas” se repite en demasiados entornos como un mantra vacío y sin relevancia real. Algunos de estos entornos, muchos, considerados profesionales y expertos.

Sin duda un avance, pero el porcentaje de negocios temerosos o tímidos respecto a su salto a las redes es demasiado alto todavía. En este sentido adquiere una especial relevancia la situación de las PYMES. ¿Merece el esfuerzo a una pequeña o mediana empresa dedicar recursos (habitualmente limitados) a componer y ejecutar una buena estrategia de Redes Sociales?

Definitivamente sí. Aplicar un presupuesto ad hoc a la estrategia de marketing es fundamental para la empresa moderna, sea grande, mediana o pequeña. Y ahí adquiere una relevancia capital la actividad en redes. Bien a través de la contratación de un Community Manager (lo ideal), bien reconvirtiendo a un trabajador con formación apropiada (hoy en día los cursos de comunicación digital se han disparado). En cualquier caso, como dicen los expertos, nunca se gasta en marketing y comunicación, se invierte.

La actividad empresarial es per se una actividad social. Necesita del entorno para crecer, aprender, mejorar, vivir… y los nuevos tiempos han decidido que las Redes Sociales sean el canal de contacto con los clientes.

Entendemos entonces que elaborar una estrategia de marketing realista y acorde con los esfuerzos que pueda realizar la empresa, es fundamental como punto de partida, ya que definirá el objetivo de las propias redes. Estos objetivos pueden ser únicos o múltiples, pero básicamente se dividen en:

Imagen de marca: la más evidente pero la menos cuidada por las PYMES. La reputación online es vital y merece un esfuerzo decidido.

Ventas online: según la naturaleza del negocio, la apuesta de las Redes Sociales como canal de ventas será más o menos prioritaria. Las principales plataformas, como Facebook, han evolucionado hasta adaptar un solvente y eficaz sistema de tiendas online.

Captación de clientes offline: otro gran satán para las PYMES. El hecho de que la venta sea puramente tradicional no es óbice para que se desarrolle una estrategia de comunicación y marketing en redes.

Atención al cliente: cada vez más son los clientes (usuarios) que contactan a través de las cuentas oficiales de las empresas. No por ser PYMES esos usuarios dejarán de contactar.

Investigación de mercado: las redes representan un excelente panorama para conocer la actividad del sector y la competencia.

*Texto adaptado del original en el Blog Helvetia

Deja un comentario